evitar_engordar_al_trabajar_en_casa

Evita el aumento de peso mientras trabajas desde casa

Debido a la situación actual de la pandemia, muchos de nosotros pasamos más tiempo trabajando desde casa. Lo más probable es que te sientas un poco desorientado cuando se trata de descubrir cómo hacer que tu antigua rutina se ajuste a tu nueva forma de vida. Seguramente has notado cambios en tus hábitos diarios: los alimentos que eliges, con qué frecuencia comes y te mueves, la hora a la que duermes y cómo manejas tus emociones. Todo esto puede afectar tu peso y tu bienestar general. Una de las preguntas más comunes que surgen bajo estas condiciones es, ¿cómo puedo evitar aumentar de peso mientras trabajo desde casa?.

Consejos de un entrenador de salud de Fitbit:

Horarios, horarios y más horarios

Respeta tus horarios de comidas y asegúrate de consumir alimentos saludables y nutritivos cada tres o cinco horas. Esto asegurará que no comas de más o de menos durante todo el día. Quizá también estás menos activo, por lo que es recomendable hacer sólo tres comidas al día o, simplemente, comer porciones más pequeñas.

Pon atención al comer

Pon mucha atención a tus comidas y meriendas. La investigación demuestra que estar atentos a lo que comemos nos ayuda a controlar las cantidades y a regular el azúcar en la sangre.

Evita el alcohol

¿Demasiadas fiestas virtuales? ¡Ahora es el momento perfecto para probar un coctel sin alcohol! Nadie tiene que saber que no hay alcohol en tu bebida, y puedes seguir divirtiéndote desde tu sofá mientras mantienes las calorías bajo control.

No te rindas ante los antojos

Sí, puedes comerte una hamburguesa, pero trata de no convertirlo en un hábito. Si vas a pedir comida a domicilio, elige platillos que contengan frutas y verduras.

Crea un ambiente alimenticio saludable

Mantén los alimentos saludables (como granos enteros, frutas y verduras, proteínas magras y grasas saludables) en la parte superior de tu lista de compras. Cuando llegues a casa de la tienda, corta tus frutas y verduras y colócalas a la altura de tus ojos en el refrigerador. De esa manera, es más probable que los encuentres cuando vayas por un snack.

Muévete lo más que puedas

Todo este tiempo en casa te hace darte cuenta de cuánto te mueves durante el día, desde ir al trabajo y a la tienda hasta hacer recados y reunirte con amigos. Puesto que la mayor parte de ese movimiento ya no es posible, asegúrate de darle descansos regulares a su cuerpo y aumenta tus pasos activando recordatorios para moverte. Intenta bailar en la sala, subir y bajar las escaleras o caminar dentro de casa lo más posible.

View this post on Instagram

Parece chiste, pero es anécdota. 😅

A post shared by Fitbit (@fitbitlatam) on

Busca el descanso de calidad

Es el momento de priorizar tu sueño. Descansar bien por la noche es esencial, haz una prioridad dormir las siete o nueve horas recomendadas.

Si después de todas estas recomendaciones tu peso aumenta y no alcanzas tus objetivos de salud, debes recordar ser amable contigo. No estás solo y no eres tu peso. Toma nota de todas las cosas por las que estás agradecido durante este tiempo y ¡sigue esforzándote! ¡Tú puedes!

*Este artículo no pretende sustituir el consejo médico informado. No debes usar esta información para diagnosticar o tratar un problema de salud o condición. Siempre consulta con tu doctor antes de cambiar una dieta, alterar tus hábitos de sueño, tomar suplementos o comenzar una nueva rutina de ejercicios.

Share this post

Share on facebook
Share on twitter
Share on email