prevenir desgaste mental

Seis formas de mantenerte concentrado y prevenir el desgaste mental

Trabajar desde casa implica un conjunto muy especial de desafíos, ya que la nueva normalidad es una experiencia única para la que prácticamente nadie está preparado. Por ello, se torna complicado mantener la concentración y sortear las distracciones que surgen.

Esta situación es normal y completamente previsible en estos momentos, así que date espacio para experimentar y adaptarte a tu nuevo entorno de trabajo. A continuación, te ofrecemos los consejos de un asesor de salud de Fitbit para ayudarte a permanecer enfocado, sentirte bien y evitar el desgaste mental.

Recárgate regularmente de energía con comida saludable

Tu ritmo circardiano se realentiza naturalmente a media tarde y, sin el estímulo adicional de los compañeros de trabajo ni la energía de la vida de oficina, es fácil sentir todo el impacto de ese bajón.

Comer de forma irregular y consumir en exceso alimentos procesados repletos de azúcares puede alterar los niveles de glucosa en la sangre y empeorar la caída de energía después de la hora de la comida. Si esto no fuera suficiente, una nueva investigación sugiere que una comida abundante en grasas saturadas puede afectar tu concentración.

Por ello, es importante que alimentes tu cuerpo (y, consecuentemente, tu cerebro) adecuadamente realizando comidas balanceadas con regularidad y consumiendo refrigerios ricos en proteínas, carbohidratos de origen natural y, en menor proporción, grasas saludables.

Crea un espacio dedicado para trabajar

Durante este tiempo, es posible que aún estés trabajando desde casa sin una verdadera oficina, y si bien es tentador simplemente quedarse en la cama y tomar tu laptop para trabajar desde ahí, no le estás haciendo ningún favor a tu cuerpo con ello.

Crear un espacio de trabajo adecuado puede minimizar las distracciones y ayudarte a evitar dolores de cuello y de espalda. Si no cuentas con una habitación adicional para usar como oficina, no hay problema: puedes emplear la mesa de tu comedor o incluso colocar un escritorio en un rincón no utilizado.

Moverte a tu espacio de trabajo cuando comienzas el día puede ayudarte a mantener la concentración y evitar la tentación de ver televisión, tomar una siesta a mediodía o hacer frente a esa pila de ropa sucia.

Respeta tus horarios

Probablemente ya notaste que estás trabajando más horas durante el home-office y que la división entre vida laboral y personal se ha vuelto borrosas, lo que puede darte la sensación de que siempre debes estar trabajando o pensando en el trabajo, incluso fuera de horario.

Establecer límites es importante y te permitirá concentrarte en el trabajo cuando lo necesites, y estar presente con tu familia, descansar y relajarse al terminar.

Hidrátate continuamente

¿Se te olvida tomar agua mientras trabajas? Los investigadores han descubierto que incluso una deshidratación menor puede afectar la memoria y la función cognitiva; de hecho, la fatiga y la confusión mental son síntomas comunes de la deshidratación.

De aquí la importancia de consumir, al menos, dos litros de agua al día. Puedes configurar una alarma silenciosa en tu dispositivo Fitbit para que te recuerde hidratarte con frecuencia. También puedes registrar tu consumo de agua directamente en la aplicación de Fitbit o en tu dispositivo para asegurarte que estás bebiendo lo suficiente.

¿No te gusta el sabor del agua? En su lugar, bebe un sorbo de té para sentirte relajado pero alerta.

Opta por aire fresco en lugar de una taza de café extra

Un truco muy socorrido (y tentador) para mantenerse concentrado es tomar varias tazas de café, pero paradójicamente demasiada cafeína puede provocar una gran caída de energía más tarde en el día.

En lugar de esa taza extra, tómate un descanso y sal un momento si te es posible. Respirar aire fresco y exponerte a la luz del sol puede darte el impulso de energía que necesitas para el resto del día.

Si no puedes salir, simplemente abre una ventana y respira profundamente para volver a enfocar tu mente.

Toma descansos regulares

Si bien puedes sentirte tentado a permanecer encadenado al escritorio, tomar descansos regulares puede aumentar tu productividad y mantene altos tus niveles de energía.

Usa los recordatorios de tu dispositivo Fitbit para moverte y, así, asegurarte de que te levantas y das 250 pasos cada hora como una forma segura de mantenerte en movimiento durante el día.

*Este artículo no pretende sustituir el consejo médico informado: no utilices esta información para diagnosticar o tratar un problema de salud o condición. Antes de cambiar tu dieta, alterar tus hábitos de sueño, tomar suplementos o comenzar una nueva rutina de ejercicios, consulta siempre a tu médico.

Compártelo con tus amigos:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email